VRS VIRUS RESPIRATORIO SINCICIAL UNA GRAN AMENAZA PARA LOS BEBÉS

0
119
Virus Respiratorio Sincicial Comienza la Amenaza
ads3

Uno de cada cuatro casos de Virus respiratorio Sincicial se transforma en una infección severa

·     Con el inicio de la temporada de la bronqueolitis aumentan los casos de infección y se estima que el 10% de estos niños debe ser internado.

·         Existen medidas de inmunización para los niños considerados en estado de vulnerabilidad al VSR.

SANTIAGO, Chile, Mayo.- Durante este mes se intensifican las infecciones por el Virus Sincicial Respiratorio (VRS), una afección frecuente, altamente contagiosa, que puede presentarse con gravedad en niños vulnerables, y dejar secuelas serias o, incluso, provocar la muerte.

Se estima que entre 25 y 40% de los niños desarrollan una infección severa por VRS, pudiendo derivar en complicaciones más graves. Las estadísticas globales muestran que 1 de cada 10 casos debe tratarse en un hospital.

 “Casi todos los niños habrán tenido una infección por virus respiratorio sincicial, al cumplir los dos años y la mayoría se recupera en una a dos semanas”, explica la Dra. Ivonne D’Apremont, Pediatra Neonatóloga del Hospital Sótero del Río. Sin embargo, destaca que los casos más graves afectan a niños en condiciones vulnerables, como los bebés prematuros: “los bebés prematuros tienen más riesgo de sufrir una infección severa por virus respiratorio sincicial. Los pulmones y el sistema inmunológico de los bebés prematuros están subdesarrollados. Eso significa que tienen menos capacidad que los bebés nacidos a término para luchar contra una infección de este tipo”, afirma la especialista, quien está a cargo del Seguimiento del Prematuro en Red Salud UC y del Hospital Sótero del Río.

Los bebes prematuros tienen un alto riesgo de desarrollar enfermedades respiratorias graves, incluida la bronquiolitis, como resultado de haber contraído el VRS. Por esta razón, la Dra. D’Apremont resalta que hay que consultar rápidamente al especialista si el bebé presenta tos, decaimiento, rechazo alimentario, ruidos al pecho o fiebre. “En nuestro país, un grupo seleccionado de niños prematuros crónicos es protegido contra esta infección con una inmunización mensual para evitar sus complicaciones. La actual cobertura  es para prematuros nacidos con menos de 32 semanas, con Displasia Broncopulmonar y que al inicio del programa tengan 6 meses o menos de edad cronológica”.

“Chile  ha  realizado  un tremendo avance al estandarizar la mirada de los especialistas hacia este grupo de alto riesgo; sin embargo es urgente que el Estado avance en hacer transversales las políticas públicas, para que se hagan extensivas al área privada, en términos de cobertura en GES para los prematuros, de los programas de oxigenoterapia, vacunaciones e inmunizaciones especiales y acceso a la neurorehabilitación”, indica la Dra. D´Apremont, y agrega que “en la actualidad el VRS no tiene vacuna. Existe una profilaxis con resultados muy positivos para la población de mayor riesgo, es decir, prematuros menores de 32 semanas de edad gestacional al nacer, con displasia broncopulmonar. El programa gubernamental inmuniza cada año a más de 400 prematuros extremos del sistema público en todo el país”.

Por su parte, la Agrupación de Padres de Prematuros (Asprem) durante el invierno recibe decenas de consultas sobre el virus respiratorio sincicial.

“Las principales inquietudes vienen de papás que están en el sistema privado de salud, donde muchas veces los médicos les indican la inmunización para sus hijos, pero la Isapre les cierra la puerta a esa protección. Consideramos que es una deuda pendiente del sector privado dar una solución real a estos niños que necesitan esta barrera especial contra un virus que puede llegar a ser tan grave, como el VRS”, destaca Romina Ruz, Presidente de Asprem, y concluye: “nos parece insólito que el sector público brinde un servicio que no se replica en el mundo privado, donde los papás pagan altos montos para poder tener protección en salud”.

Datos clave:

·         El VRS produce síntomas similares a los del resfrío: fiebre, secreción nasal y tos persistente

·         Los síntomas se presentan entre 4 a 6 días después de la exposición al virus

Consejos para reducir la transmisión de infecciones como el VRS:

·         Lavarse las manos

·         Usar pañuelos descartables para contener la tos y los estornudos        

·         Mantener las superficies limpias

·         Mantenerse alejado de las multitudes

·         Evitar la exposición al humo del cigarrillo

·         Sirven para crear un ambiente que protege al bebé de las infecciones

·         Protección contra otros virus, como la influenza, y mantener el programa de vacunas actualizado

________________________

Agradecimientos ASPREM

Referencias:

1 CDC. http://www.cdc.gov/rsv/ accessed 14 May 2014.

2 Nair H, Nokes DJ, Gessner BD, y cols. Lancet 2010;375:1545-55.

 

 

 

 

ads4